AseSocio-fundador de:
AseTelf.: (+34) 91 700 33 60
AseContacto para clientes
(1ª consulta > envíe formulario)
AseFax:  (+34) 91 319 25 75
AseEscríbanos
AseVisite nuestro despacho
AseParking en Calle Almagro, 11.   //  Metro Alonso Martínez - L4, L5 y L10

DASTAE

abogados

©Dastae Abogados 2019 Todos los derechos reservados.

Aviso Legal

Derecho Disciplinario Militar y de la Guardia Civil

Áreas de Práctica / Derecho Disciplinario

Derecho Disciplinario Militar y de la Guardia Civil
Derecho Disciplinario Militar y de la Guardia Civil

Es un derecho cuyas características más notables son: que es preferente, sancionador, no judicial y estrictamente militar.

Es preferente por dos motivos: en primer lugar, por la rapidez de su substanciación; en segundo lugar, por la figura de la prescripción, pues las faltas prescriben en un determinado transcurso del tiempo relativamente breve si no media sanción.

Es sancionador respecto de los deberes contenidos en él, pero también de los recogidos en normas exteriores tanto relativas a los tres Ejércitos como a la Guardia Civil.

Es de tipo no judicial, a diferencia del Derecho Penal Militar, ya que durante el procedimiento disciplinario, sea militar o de la Guardia Civil, no intervienen Juzgados o Tribunales, salvo, con posterioridad y agotada la vía disciplinaria, en los llamados Recursos Contencioso-Disciplinarios.

 

Finalmente, el Derecho Disciplinario es estrictamente militar, puesto que solamente pueden ser sancionados militares y guardias civiles por tales conductas, siendo, descansando la potestad disciplinaria en el mando militar que se ejerce y habilita para sancionar al personal que se encuentra directamente subordinado.

Por lo especializado de estas áreas, el abogado ha de conocer a la perfección no sólo los diferentes delitos tipificados el Código Penal Militar de 2015 sino también las Leyes Procesales Militares así como, en el ámbito disciplinario, dos Leyes Orgánicas esenciales: por un lado, la Ley Orgánica 8/2014, de 4 de diciembre, de Régimen Disciplinario de las Fuerzas Armadas y, por otro, la Ley Orgánica 12/2007, de 22 de octubre, del Régimen Disciplinario de la Guardia Civil.